Envíos de Lunes a Viernes gratis en toda la península y Mallorca
Colvinpedia

Matthiola: regalos que aparecen en primavera

Nos encanta enseñaros nuevas preciosidades, es algo a lo que nos hemos vuelto adictos y estáis de suerte. Es salir el sol y la subida de las temperaturas y van apareciendo poco a poco nuevas integrantes de las que os queremos hablar. Ha llegado el turno de la flor matthiola.

La flor de la matthiola con tan solo 4 pétalos consigue que nos quedemos embelesados cada vez que la vemos. No sabemos si son sus colores, su forma, pero no podemos quitarle los ojos de encima. Sus flores están colocadas en forma de racimos y se pueden encontrar prácticamente en todos los colores. ¡Seguro que encuentras tu favorito! ¿Violeta, rosa, blanco, crema? Lo confesamos, no nos podemos decidir solo por uno.

Pero no solo son bonitas sus flores, es que sus hojas también. Las hojas de la matthiola son alargadas y tienen forma oval. Son de color verde vivo. De ese en el que uno se queda atrapado de lo bonito que es. Además están cubiertas de pelusa. ¡Son unos bellezones! 

Matthiola lila

Cuidados de la matthiola

Ha llegado el momento que todos estábamos esperando. Sí, ya vamos, no nos hacemos más de rogar. ¿Preparado para conocer todos los secretos para tener a la matthiola espectacular en casa?

Pues vamos que nos vamos. Ya puedes dormir tranquilo porque la matthiola es perfecta para el jardín o para colocarla en tiestos. Así que la podrás tenerla en casa sin ningún tipo de problema.

  • Lo que debes tener en cuenta es que necesita una exposición a pleno sol. Le gusta torrarse de lo lindo. La matthiola puede crecer también en semi-sombra, pero siempre preferirá que el sol le dé directamente durante todo el día. ¡Estamos delante de una amante de los rayos de sol!
  • El clima que más le gusta y hace que crezca sana y bonita es el templado. Es capaz de resistir alguna que otra helada, pero siempre que no sea algo recurrente. El frío lo deja para las demás plantas. Para ella el solecito y las buenas temperaturas.
  • El suelo es un punto muy importante para la matthiola. Tiene que ser un suelo que esté muy bien drenado. ¡Encharcamientos fuera! Si nos ponemos quisquillosos el suelo perfecto además de ser muy permeable sería perfecto que fuera calcáreo y algo pedregoso. Las flores estarían la mar de contentas.
  • Siguiendo con la temática del agua, los riegos son algo muy importante para las flores. En este caso, la matthiola prefiere los riegos moderados. Esto quiere decir que hay que regarla, pero sin pasarse. No llevan nada bien el exceso de humedad. En cambio, pueden aguantar muchísimo mejor las sequías. Por eso, mejor quedarse corto con el riego que pasarse.

Matthiola naranja

Otros cuidados a tener en cuenta

  • Si te estás preguntando cuándo es el mejor momento para la poda, tienes que saber que no necesitan una poda como todos la entendemos. Lo único que hace falta es ir eliminando las puntas que van perdiendo las flores. ¡Más sencillo imposible! Si es que son un amor.
  • Para que las mimes como nadie, tienes que saber también cuál es el mejor momento para fertilizarlas. Se tiene que hacer cada 20 o 25 días durante el periodo de floración de la matthiola.

Bichitos que aman a la matthiola

Son tan bonitas que no hay persona ni bicho que se pueda resistir a todos sus encantos. Muchas veces pueden ser atacadas por pulgones, orugas y hongos. La matthiola atrae a todos, no se deja a ninguno por el camino. ¡Hay que tener cuidado con ellos!

Origen y otros nombres

Si el nombre de matthiola te tiene un poco despistado, pero estás segurísimo de que conoces esta flor. Estamos seguros de que sí que has oído hablar de ella como alhelí de invierno o alhelí blanco. ¿La recuerdas?

Elijas el nombre que elijas, la matthiola o el alhelí blanco provienen del mediterráneo, de Sudáfrica o Asia Central.

La Colvinpedia

No olvides que si te interesan las flores y quieres aprender más sobre sus propiedades y curiosidades no puedes perderte la Colvinpedia 🙂

Compra tus colvin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si sigues navegando, aceptas el uso de cookies + info