Colvinpedia

Flor de Navidad

Hola Colvin Friend, ¿qué tal? Seguimos abrazados al espíritu navideño y es que cada vez queda menos para el día tan esperado. Estamos seguros que tu casa ya estará vestida para estas fiestas con trajes de luz y de color. Aunque, si eres de los despistados que espera hasta el último momento, te recomendamos leer nuestro post, Imprescindibles para esta Navidad, para saber los must  de estas fechas. Además, si llevas un gran artista dentro, puedes visitar Cómo hacer una corona de Navidad y crear junto a tu familia una de las piezas más emblemáticas de tales días. Siguiendo esta linea, en esta ocasión queremos hablarte de una flor, aquella que reina esta festividad, aquella que tiñe de rojo nuestros días más mágicos. Hoy queremos presentarte a la flor de Navidad.

La flor de Navidad y sus leyendas

Familiarmente dicha planta se conoce como flor de Navidad o flor de Pascua aunque su “verdadero” nombre es Poinsettia. Permítenos contarte pequeñas historias acerca del apodo y el origen de la planta. ¡Cada flor está llena de interesantes curiosidades! Nuestra querida planta es originaria de America Central, concretamente de México. En dicho lugar, los conocidos aztecas utilizaban la flor como ofrenda a los dioses. Tal costumbre nació porque  los nombrados personajes creían que la planta y su intenso color eran fruto de las gotas de sangre vertidas del corazón roto de una Diosa azteca.  Es por este motivo que durante las horas de invierno la entonces conocida como Cueltaxochitl era apreciada y adornada.

¿A que se debió el cambio de nombre a Poinsettia? Es en este instante en el que entra en escena Joel Roberts Poinsett, el primer embajador estadounidense en México. Poinsett, diplomático y gran aficionado a la botánica, en una visita a la ciudad minera de Taxco quedo embelesado por la belleza de la flor que adornaba las calles de la localidad, la flor de Navidad. Hechizado por su figura envió algunas de estas plantas a Estados Unidos siendo éstas bautizadas con el apellido de su mensajero.

Cuidados de la Flor de Navidad

Después de entrar dentro del mundo de las curiosidades de la Flor de Navidad nos disponemos a contarte los aspectos más técnicos de nuestra protagonista. Prometemos que a pesar de usar el concepto “aspectos más técnicos”, será una explicación breve e interesante. Y es que es necesaria si quieres disfrutar de la presencia de la flor. ¡Sigue con nosotros! La Poinsettia es un arbusto que puede llegar a medir entre los 0,6 y 3 metros de altura. Lo que destaca de ella es lo que se conoce como brácteas es decir sus grandes hojas de color. Éstas rodean las diminutas flores de la planta y a pesar de que las vemos muchas veces tintadas de rojo también podemos encontrarlas en tonos rosados o blancos.

La Flor de Navidad requiere de mucha luz es por esta razón que debe estar en una zona soleada e iluminada de tu hogar. Además, necesita de una temperatura que oscile entre los 16 y 21 grados así que ves con cuidado con subir los grados de tu calefacción en los fríos días de invierno. En cuanto al riego, se recomienda hacerlo dos veces por semana y no suministrar el agua directamente. Lo idóneo sería regarla a partir de un plato que se pondría en la base de la planta. Es muy importante que la tierra reste húmeda sin encharcarla.

La flor de navidad y la decoración

Como te hemos comentado la Poinsettia es la reina de la Navidad, es por este motivo que su presencia debe estar asegurada en estos días.  Sus enormes hojas con sus llamativos colores serán imprescindibles en tu hogar. En Colvin sabemos de su importancia y es por eso que en nuestra colección más navideña te proponemos el modelo Red Nose permitiéndote tener la flor de navidad más espectacular. Ponla en la entrada para dar la bienvenida a las fiestas o como acompañante de tu salón. ¡No puede faltar!

La Colvinpedia

No olvides que si te interesan las flores y quieres aprender más curiosidades sobre ellas no puedes perderte la  Colvinpedia. 

Colvinpedia

Aceite de eucalipto

Hola Colvin Friend, ¿qué tal? Hoy en la Colvinpedia queremos hablarte de un árbol de cuyas hojas se extrae un producto que puede ser muy beneficioso para tu salud. Seguro que has oído hablar de él, de hecho habrás tenido la oportunidad de encontrártelo en diversidad de ocasiones. Dejemos atrás tanta intriga y afirmemos que en este post buscamos alabar la figura del eucalipto y sobre todo los beneficios de su aceite. 

Aceite de Eucalipto

Existen más de 700 especies de eucalipto, de este gran número 500 producen nuestro querido aceite. Éste se extrae de las hojas secas del árbol y compone un ungüento incoloro con un fuerte aroma que contiene infinidad de propiedades. A continuación te proponemos un listado de todos los beneficios de este producto para que apuestes por los remedios más naturales. ¡Descubramos el mundo del aceite de eucalipto!

Relaja a los músculos

Si sufres de músculos cansados o doloridos por el estrés o el exceso de ejercicio el aceite de eucalipto es un gran remedio para aliviarlos. Se utiliza en infinidad de ocasiones para realizar masajes relajantes o terapéuticos. ¡Olvídate del molesto dolor de piernas o brazos!

Tratamiento para las heridas

El aceite de eucalipto está dotado de una importante función cicatrizante y reparadora. Por lo tanto en caso de sufrir heridas, quemaduras, cortes o llagas debes aplicar el liquido para que pueda ejercer sus propiedades antisépticas, antimicrobianas y analgésicas. Es importante no usar el aceite en dos casos específicos como es en los ojos o en heridas aún abiertas.

Descongestionante nasal

En el caso de sufrir sequedad nasal o ser víctima de las alergias es de gran ayuda inhalar el aroma del aceite de eucalipto. Éste te ayudará a descongestionar las vías respiratorias y a disminuir el malestar general que ocasionan estas dolencias. Además, el eucalipto es un tratamiento efectivo para diversos problemas respiratorios como el asma, la bronquitis o la neumonía.

Limpiador dental

El aceite de eucalipto es un buen aliado de tus dientes gracias a su acción antibacteriana. Lograrás eliminar los gérmenes que habitan en la boca con el enjuague bucal de estas hojas. Además, podrás disfrutar del aliento más fresco gracias a su perfume y delicioso aroma. ¡Atento! Es importante no ingerir la mezcla.

Limpiador de manos

Unas gotas de aceite de eucalipto pueden ayudar a eliminar la suciedad y el exceso de grasa que pueden sufrir tus manos al final del día. Las refrescarán y además aliviarán el dolor que puedan sufrir. Para un mejor resultado puedes incluso mezclar el aceite con sales de baño y así conseguir una sensación tersa y suave.

Cuidado para tu cabello

El duo dinámico, formado por el aceite de eucalipto y el aceito de coco, le aportará a tu pelo hidratación y nutrición. Además ayudará a tu cuero cabelludo reduciendo los picores y la caspa. Aplícatelo también para lucir un pelo más sano una hora antes de ducharte y posteriormente acláralo con abundante agua.

La Colvinpedia

No olvides que si te interesan las flores y quieres aprender más sobre sus propiedades además de curiosidades no puedes perderte la  Colvinpedia.

DIY

Cómo hacer una corona de Navidad

Hola Colvin Friends, ¿qué tal? Con los villancicos de fondo seguimos proponiendo ideas para decorar vuestras casa estas Navidades. En nuestro post acerca de los Imprescindibles para esta Navidad os comentamos como la Corona de Navidad era un must para bañar vuestros hogares en el más puro espíritu navideño. ¿Qué os parecería hacer la vuestra propia? Hoy os planteamos que cojáis vuestro yo más creativo y entusiasta y os embarquéis en toda una aventura de manualidades. Sabemos que algunos de vosotros ya está pensando que es misión imposible, está casi despidiendo al post, pero desde Colvin hemos tenido en cuenta todos los perfiles y tenemos coronas de todos los colores. Sacad al artista que lleváis dentro y compartidlo con vuestros amigos y familiares en una actividad para disfrutarla todos.

Viste a tu corona

Para los menos aventureros ya podéis respirar tranquilos porque os proponemos unas coronas muy sencillas. Necesitaremos diferentes materiales según el estilo que busquéis en ellas pero sobre todo, lo que es imprescindible, es nuestra corona de base, podéis escoger entre nuestro sencillo modelo Secret Santa o su compañera la corona Noel. Así que una vez tenemos la base del pastel podemos empezar a amasar.

Empezaremos con una corona para los discretos y elegantes. ¿Los materiales? La corona Colvin y un lazo, preferiblemente rojo. Así de sencillo. Cogeremos la corona y en lo más alto colocaremos un precioso, voluptuoso y rojo nudo rojo. El resultado una distinguida corona.

La segunda propuesta va dirigida a los más románticos y bucólicos porque se basa en nuestras queridas y estimadas flores. Si sois fieles seguidores del blog sabréis que la Amaryllis es la flor estrella para esta mágica época. Además nos tiene encandilados como habréis podido observar en nuestros ramos más navideños tanto en el modelo más rojizo llamado Rudolph o el más puro y blanco bautizado como Snowball. Pero, volviendo a las coronas, dicha flor también puede ser utilizada para decorar y darle un toque de color a este mar de verde. Perdonadnos el atrevimiento pero nos decantamos claramente por las amaryllis más rojas. Las podéis ir colocando alrededor de la corona dandole un punto de alegría con el color más característico de la Navidad.

Para aquellos más tradicionales y que apuestan por la sobriedad de las tonalidades qué os parece recurrir a las grandes compañeras de los pinos y los abetos, las piñas. Podéis usarlas de diferentes tamaños tanto grandes como pequeñas y con pegamento o cola engancharlas a lo largo de la corona. Además, aquí ya para los mas atrevidos, con un spray de pintura podéis mancharlas de color blanco dándole un toque diferente. Para acabar de ponerle la guinda al pastel, y sobre todo una pincelada de alegría, podéis jugar de nuevo con un gran lazo rojo que se puede colocar en lo más alto de la corona.

Corona de piñas

En esta ocasión dejaremos atrás la tradicional corona hecha de abeto para crear una totalmente distinta desde cero. Para la primera necesitaremos: de nuevo piñas, una percha de alambre, pintura blanca, una pistola de silicona, un lazo rojo y cuentas circulares. No os asustéis los pasos son muy sencillos. Empezaremos desmontando nuestra percha transformándola en un circulo que nos servirá de base para la corona. A continuación, engancharemos con la pistola de silicona las cuentas a las piñas. De este modo las podremos pasar por el alambre. De hecho, el siguiente paso consiste en esta acción, en ir pasando las piñas por dentro del hilo. Una vez las tenemos todas distribuidas por todo el circulo ya tenemos nuestra corona. ¡Así de simple! Para acabar de darle una vuelta podemos añadir dos pasos más. Antes de colocar las piñas podemos bañarlas en pintura blanca creando una sensación de nieve. Además, para esconder el gancho de la percha, podemos taparlo con nuestro ya amigo lazo rojo.

Lio de luces

El siguiente y último reto que os proponemos no podía ser con otra cosa que no fueran luces. En este caso la base de la corona la haremos con ramas, deben ser ramas flexibles como pueden ser las de parra o hiedra. Por lo tanto necesitaremos únicamente dos “ingredientes”: las ramas y una tira de luces led. El primer paso debe construir la base de nuestra creación. Cogeremos las ramas e iremos dando vueltas hasta crear un aro, éste puede ser de la medida que deseéis. Si buscáis una corona para presidir vuestra puerta de entrada quizás querréis utilizar ramas más largas y hacer una órbita mayor pero si lo buscáis como acompañante de vuestro salón o incluso como decoración de vuestros abetos Colvin requeriréis de aros más pequeñitos. Una vez tenemos el circulo para que sea fuerte cogeremos el resto de ramas y las iremos enrollando alrededor del aro para que sea más consistente. A continuación entraran en juego las luces ya que daremos vueltas con ellas por toda la corona, et voilà! ¡Una corona sencilla y brillante!

Navidad en Colvin

La Navidad ha secuestrado todo nuestro blog y por este motivo estos días encontrarás posts inundados del más puro espíritu navideño. Sabemos que son fechas de ir transformando vuestros hogares con motivo de la llegada de Papa Noel y los Reyes Magos y por este motivo queremos seguir proponiendo ideas de decoración y actividades para disfrutar toda la familia.

Fechas importantes

Imprescindibles para esta Navidad

Hola Colvin Friend, ¿cómo estás? Como te anunciamos en nuestro post anterior ha llegado la Navidad a Colvin, por este motivo queremos dedicar nuestra prosa a esta época del año tan especial. Buscamos proponerte diferentes opciones para que tu casa pueda abrazar con fuerza el espíritu navideño y luzca de la forma más acogedora y mágica. ¿Por qué no disfrutar con tu familia y amigos de estas fechas tan representativas como si volvieras a ser un niño?

Es hora de bajar todas esas cajas que tenemos escondidas en el fondo del armario. Aquellas cajas que contienen todas las decoraciones y figuritas de Navidad que hemos ido recopilando a lo largo de los años. Algunas quizás están desgastadas o incluso rotas pero somos incapaces de tirarlas ya que cada una de ellas representa una historia y un recuerdo. Una vez tenemos todo el arsenal preparado podemos empezar con nuestra misión, decorar la casa de la forma más navideña.

¿Qué es una Navidad sin abeto?

Una de las piezas clave para darle la bienvenida a las fiestas es el famoso frondoso y verde abeto. Existen distintas historias que explican el origen de dicho árbol, el por qué de su presencia en tales fechas. Sabemos que el primero apareció en Alemania pero queremos contaros alguno de los relatos. La leyenda cuenta como San Bonifacio, evangelizador de Alemania e Inglaterra, cortó el sagrado Roble de Thor, delante del cual se sacrificaban humanos durante actos de culto, y plantó en su lugar un pino. En contraposición al significado del árbol anterior, tal pino representó a Dios, concretamente el amor de Dios hacia el hombre. Posteriormente sus ramas fueron adornadas con manzanas, representando el pecado, y velas aludiendo a la luz del mundo. Todas estas decoraciones se han ido transformando con el paso del tiempo convirtiéndose en lo que hoy identificamos como relucientes bolas de colores y pequeñas lucecitas intermitentes.

Puedes decorar tu árbol de la forma que más te guste y más te represente, de una forma sofisticada y sencilla como es el caso del abeto Jingle Bells de Colvin, nuestro árbol mini, o de una forma más divertida inundándolo de todo color con el Abeto Nobilis Deco Jingle Bells. Lo importante es que presida tu salón y sea él quien de la bienvenida a estas fechas.

Coronas

Junto al abeto uno de los imprescindibles para estas fechas es la Corona de Navidad. Está hecha de pino o abeto, nosotros hemos apostado por la segunda opción. Como en el caso anterior puedes aventurarte con una discreta corona, como nuestro modelo Secret Santa, dándole a tu puerta un toque de lo más sofisticado o por otra más atrevida como la corona Noel. ¡Tu puerta será la más envidiada!

Las flores de Navidad

Por otro lado, te proponemos darle a tu hogar un toque mágico y de color con la ayuda de nuestras queridas flores. En estos momentos puedes apostar por los Amaryllis, recuerda que en nuestro post anterior te dimos información sobre dicha flor y sus cuidados. Para los más despistados es importante saber que es una flor característica de la época navideña ya que sus colores vivos avivan el fuego de los días más fríos y oscuros de invierno. Nosotros apostamos por sus flores rojas, que aportan una pincelada de alegría, o las blancas, las cuales conllevan un toque de luminosidad. Además, siempre puedes recurrir a los clásicos como las famosas Poinsetias, las flores de navidad por excelencia, o por qué no apostar por las tradicionales rosas dándoles un toque navideño.

Puedes ponerlas en tu salón para que animen la estancia o cerca de tu especial abeto. Además, puedes juntarlas con las fieles compañeras de tu árbol, las piñas. Estas pueden ser tus gran aliadas en tu importante misión de decoración navideña. Una pieza tan sencilla bien acompañada puede dar un aire totalmente diferente a cualquier espacio.

Luces y más luces

Lo que no puede tampoco faltar en estos días son, ¡las luces! Como has podido comprobar hemos hecho alusión a ellas unas cuantas veces pero, ¿te imaginas una Navidad sin bolitas resplandecientes por todos lados? Puedes ponerlas en tu abeto, en tus estanterías, ¡en cualquier rincón de tu casa! Le darán un toque acogedor y especial a tu hogar. Te dejamos con algunas ideas que nos han enamorado.

Amigo Colvin, estáte atento a nuestro blog dado que vamos a publicar las noticias más navideñas. Decoración, DIY, y ¡mucho más!